Nasty Mondays y Costalamel crean una bomber jacket inspirada en las noches barcelonesas

El pasado miércoles 30 de noviembre tuvimos la oportunidad de volver a disfrutar del magnífico espacio del Nasty Garage. ¿El motivo? Pues esta vez se trataba de una genial colaboración entre Nasty Mondays y Costalamel, o que es lo mismo entre Sören Manzoni y Ernest Costafreda.

nasty-x-costalamel-bomber

El resultado una una bomber jacket fabricada en Barcelona con una edición limitada de tan solo 100 unidades que se inspira en el movimiento independiente de la noche de la ciudad condal, el sol de California, la unión de la cultura retro con el espíritu rebelde y la búsqueda continua e insaciable del placer auténtico que persigue la eternidad.

Sobre Nasty Mondays qué podemos contar que no sepamos. Uno de los referentes musicales que irrumpió en la escena de Barcelona en el año 2005, y que lleva desde entonces dando caña y generando colas cada lunes en la Sala Apolo y redefiniendo el concepto de la palabra “fiesta”.

Por otro lado, Costalamel, una marca de streetwear fundada en Barcelona de la mano de Ernest Costafreda que diseña y produce ediciones limitadas inspiradas en los 90s. Entre sus aventuras, colaborar con Nike, sus ya habitualmente laureados fashion films o conseguir llevar sus creaciones a más de 40 países en 3 años.

nasty-mondays-x-costalamel-cazadora-bomber-2nasty-monday-x-costalamel-5nasty-monday-x-costalamel-chaqueta-bomber

Por su puesto en el evento de presentación de la bomber jacket hubo pica pica, cervezas, música de la mano de Sören y mucha gente guapa que no quiso perderse el evento. Además, entre todos los asistentes se sorteó una de las bombers, el cual para llevársela tenía que subir la foto más loca en sus redes sociales.

¿Adivináis quién se la llevó?

Santo @nastymondays y @costalamel …. chaqueta colaboración made in #bcn by @leyreconpicos

Una foto publicada por CafeRacers Culture (@caferacersculture) el

Written By

Zurdo y de gaditanas maneras desde 1980. La comunicación ha sido siempre mi fuerte y de ahí que ahora sea mi profesión.Día a día sigo desarrollando mi sentido más importante, el humor; gracias a él se puede ver, oír, tocar, oler y saborear muchísimo mejor las cosas.

Deja un comentario