Cómo mantener una dieta saludable comiendo fuera de casa

El trabajo, los niños, el ocio… En nuestra vida diaria son muchas las tareas que ocupan nuestras horas, dejándonos a veces muy poco tiempo para dedicarnos en exclusiva a nuestra alimentación. Sin embargo, el hecho de tener que comer rápido o fuera de casa no debe ir en detrimento de una dieta saludable. Aunque puede parecer difícil, comer bien fuera de casa es posible.

flax and kale zumos

A continuación, os dejamos algunos aspectos que debemos tener en cuenta si queremos continuar con nuestro modo de vida y tener una alimentación sana.

¿Sabes qué comes?

Aunque pueda parecer una pregunta banal, lo cierto es que gran parte de las veces en las que comemos fuera de casa, desconocemos cuál es el origen de los alimentos que injerimos o las condiciones en las que estos han sido preparados. Esto nos lleva a no tener un control sobre nuestra dieta alimentaria y puede implicar abusos innecesarios de fritos, grasas saturadas, azúcares, etc. Sin embargo, ser nosotros mismos los que hacemos la compra, nos permite saber qué alimento estamos consumiendo y decidir cuál preferimos.

De la cocina al tupper

Aunque parezca mentira, un tupper puede ser una gran ayuda a la hora de mantener una dieta saludable, tal y como indican expertos como nootric.es. Además de reducir el desembolso diario que nos dejamos en el restaurante de la esquina o en la cafetería del trabajo, este sistema nos permite saber qué comemos y de dónde provienen los alimentos, ya que seremos nosotros mismos quienes lo cocinemos. Al contrario de lo que pueda parecer, preparar todas las noches el tupper del día siguiente no tiene por qué llevarnos demasiado tiempo.

comida saludable tupper
Foto credits: www.weloveyou.academy

Uno de los trucos más habituales consiste en elaborar un plan de menús semanal, de manera que al llegar a casa no perdamos nuestro tiempo pensando qué comeremos al día siguiente y nos pongamos directamente manos a la obra.

Respeta el horario de tu cuerpo

A veces, cuando comemos fuera de casa, descontrolamos nuestro ritmo y nuestros horarios, de manera que nuestro cuerpo lo acaba notando. No hacer las cinco comidas diarias recomendadas o no respetar los descansos entre una y otra comida, puede generar desajustes en la alimentación. Por eso, es recomendable ser conscientes de la importancia que esta tiene y dedicarle el tiempo necesario. En el caso de aquellas personas que pasan mucho tiempo fuera de casa, hay trucos muy útiles que pueden ayudar a gestionar los tiempos.

fruit-comida saludablePor ejemplo, si no tenemos tiempo para hacer una pausa larga a media mañana o a media tarde, podemos llevar una pieza de fruta en el bolso o en el maletín.

El deporte: tu mejor aliado


No hay que olvidar que el deporte es un complemento ideal, no solo para mantenernos en buena forma física, sino también para cuidar nuestra salud. Solo él nos ayudará a estabilizar nuestro peso, ya que permite equilibrar la cantidad de calorías que injerimos con las que gastamos. Además, hacer deporte revertirá positivamente en nuestro estado de ánimo y bienestar físico y mental, lo que reducirá sensaciones como el estrés y la ansiedad que a menudo provocan una alimentación mala y descontrolada.

Written By

    Deja un comentario